¡Oferta!

Aceite de Rosas

29,90

CON ROSA DAMASCEA & ROMERO

REGENERA Y REJUVENECE  TU PIEL CON ESTA SINERGIA LLENA DE LAS PROPIEDADES CURATIVAS DE LA NATURALEZA.




Descripción

Piel suave como una rosa

El aceite esencial de rosa está indicado para hidratar pieles secas ya que aporta suavidad y restaura la elasticidad de la piel. También añade un extra de nutrición mientras la regenera y la rejuvenece.

Las pieles sensibles afectadas por rosácea también se ven favorecidas con el tratamiento calmante a base de aceite de rosa, y alivia los problemas dermatológicos de los cutis con tendencia acneica.

Ampliamente utilizado en cosmética por sus variadas propiedades, es un aliado para ayudarnos a afinar las estrías y a reducir las cicatrices o pequeñas marcas de la piel.

De hecho, se considera un potente regenerador de la piel.

La relajación florece

A nivel emocional, el aceite esencial de rosa tiene propiedades relajantes y calmantes que nos ayudan a gestionar los episodios de ansiedad, el cansancio nervioso y el estrés.

El masaje terapéutico profesional potenciado con el aroma a rosas alivia la tensión nerviosa y mejora visiblemente el estado de ánimo.

El aceite de rosa constituye un apoyo femenino en la normalización y el equilibrio del sistema hormonal, y en la reducción de las molestias menstruales.

Sus propiedades analgésicas alivian los dolores de cabeza y las molestias estomacales, además de favorecer el sistema circulatorio y linfático.

El espíritu de la femineidad

La rosa es el símbolo por excelencia de la energía femenina debido a su sensualidad. El aceite esencial de rosa es un estimulante natural que nos ayuda a recuperar y potenciar la libido en momentos de mayor decaimiento y poca vitalidad.

Equilibra el sistema energético con sentimientos de compasión, cordialidad y, nos ayuda a desarrollar un sentimiento de amor por todo lo que nos rodea.

El aceite de rosa serena las tensiones y desbloquea los conflictos internos, lo que nos proporciona una sensación de bienestar unida a la felicidad interior.

La rosa aporta seguridad estimulando la sabiduría femenina.